Portada

El Estado ha gastado RD$10,000 MM en parturientas haitianas

Compartir:

El ministro de Salud, Daniel Rivera, declaró ayer que el sistema obstétrico de República Dominicana está saturado por la demanda de parturientas haitianas que llegan a los hospitales y que “han desplazado a las dominicanas”.

Rivera dijo que las parturientas haitianas están llevando a límites, lo que perjudica el manejo de todas las zonas obstétricas del país.

Detalló que solo en lo que va de año, el Estado dominicano ha gastado 10,000 millones de pesos en asistencia a las parturientas haitianas, sin incluir los gastos médicos ni las cesáreas, ni los fondos que se destinan a otros problemas de salud de los haitianos que llegan al país en condiciones críticas en busca de atención.

Sin embargo y pese a ese panorama, Rivera informó que en ningún momento se le ha negado asistencia a las haitianas que llegan las maternidades a nivel nacional.

Destacó que al momento en que en cualquier hospital ingresa a una haitiana embarazada, el gobierno asume los costos completos del parto y si llega en estado crítico, igual costea la sangre, los días que permanezca en UCI, tanto ella como su bebé y los medicamentos. “Cada dominicana a la que se le realizará una cesárea, debe depositar una pinta de sangre en los hospitales dominicanos, sin embargo las mujeres embarazadas haitianas no vienen con nada”, expresó el ministro.

Resaltó que las parturientas haitianas llegan a República Dominicana, por lo regular llegan en condiciones críticas de salud, a lo que se atribuye el aumento de la mortalidad materna en el país.

El ministro explicó que igualmente el gobierno invierte cuantiosas sumas de dinero en asistencia a los neonatales que nacen con problemas.

Gran incremento de partos Rivera informó que en lo que va de año, en los hospitales públicos del territorio nacional se registra una media diaria de 88 parturientas haitianas, cifra que va en aumento, mientras que en el caso de las dominicanas, desciende y en la actualidad alcanza un promedio diario de 159.

“En el año 2019, el promedio de dominicanas que daban a luz diariamente en los hospitales del país era de 245 y en el caso de las haitianas la cifra 76. En 2020, las dominicanas que daban a luz en las maternidades fue de 221 partos y las haitianas 88”, explicó.

El funcionario manifestó que las haitianas han ido desplazando de forma paulatina a las mujeres dominicanas de los hospitales del país, obligándolas a utilizar el servicio privado, para lo cual hacen ingentes esfuerzos. “Al finalizar este año, Salud Pública tendrá una proyección de 175 dominicanas por día que den a luz en los hospitales públicos y de 100 haitianas, lo que evidencia que mientras baja el número de parturientas dominicanas, aumenta las de haitiana”, agregó.

Destacó de igual forma que en el año 2018, dieron a luz 14,695 haitianas, pero en lo que va de año, la cifra alcanza los 24,374. En el caso de las dominicanas, en el 2018 dieron a luz 102,205 y en los 11 meses del presente año solo han parido 58,145.

Rivera explicó que la sobrepoblación de parturientas haitianas está provocando un desplazamiento de las dominicanas hacia los centros privados, aunque su presupuesto se reduzca.

Capacidad instalada Rivera manifestó que la capacidad instalada en el país para recibir parturientas, preocupa al presidente Luis Abinader, porque la demanda de las haitianas lo ha desbordado.

“Nos preocupa que nuestras dominicanas se están viendo limitadas y están migrando hacia el sector privado, haciendo grandes gastos”, dijo el ministro de Salud Pública.

SEPAS MÁS
Vienen complicadas

“Muchas de las embarazadas que están llegando desde Haití a hospitales dominicanos, vienen con complicaciones como anemia, hipertensión, preclamsia, infecciones y otras dificultades, por lo que hay que practicarles cesárea”, indicó en una rueda de prensa que tuvo lugar en el Salón Verde del Palacio Nacional, en la que también participó el ministro de Interior y Policía, Jesús Vásquez. Es insostenible Destacó que diariamente el gasto del Gobierno dominicano se hace más insostenible.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *